Asociadas al diseño, la materialidad y los procesos de construcción el edificio considera varias estrategias innovadoras.  Entre las principales se encuentran:

1.1.- Sistema constructivo bloque de hormigón termoresistente.
Foto_LLEl edificio se construyó en bloques huecos de hormigón termoresistente. El bloque y el sistema constructivo que lo utiliza son productos resultados del Proyecto INNOVA Bío-Bío Nº 06-PC-51-004, ejecutado por investigadores del Centro y un grupo de empresas chilenas entre los años 2008 y 2009. Proyecto de investigación y desarrollo que dio lugar a esa tecnología, debidamente probada y certificada a través de dicho proyecto, la cual se utiliza por primera vez en Chile en esta obra de edificación.

La resistencia térmica del nuevo bloque utilizado en el edificio duplica la de bloques tradicionales y suma a ello propiedades hidro resistentes que lo hacen apropiado además para uso bajo climas lluviosos. Los muros perimetrales se constituyen en base a estos bloques más un revestimiento térmico interior con lo que se consigue una envolvente térmica de muy alta eficiencia energética. La  transmitancia térmica certificada de los muros perimetrales del edificio es menor a 0.5 W/m2°C Las pérdidas térmicas a través de una envolvente de ese estándar son, respectivamente, cuatro y ocho veces menores a las que se producen por envolventes murales típicas de albañilería de ladrillos y hormigón.

 

El edificio incorpora elementos transparentes ventanas y muros cortinas en termopanel de transmitancia certificada inferior a 1.6 y 2,8 W/m2°C respectivamente. Complejos de techumbre de transmitancia inferior a 0,32 W/m2°C, compuestos de estructuras en acero, cubierta liviana metálica más aislación reflectiva, cámaras de aire ventilada, más cielo liviano protegido con 100 mm de lana mineral. Pisos de transmitancia inferior a 0,73W/m2°C, formados por losas de hormigón estructural y sobre losas con serpentines, en los sectores donde se consulta piso radiante, y revestimientos convencionales tipo cerámicos y alfombra.

 

Las ventanas del edificio son de clase permeable certificada 7a( Reforzada). Estándar que da cuenta de una ventana con casi nula infiltración de aire. La ventana misma incorpora un sistema de ventilación controlada pasivamente mediante diferenciales de presión.

 

La envolvente del edificio es de baja permeabilidad al aire, tanto por las características de los elementos trasparentes, el adecuado tratamiento de sellos de vanos y juntas y por las propias de la construcción en bloque. La permeabilidad al aire medida de la construcción es menor a 8 cambios de aire a 50 Pascales de presión diferencial. Construcciones comparables en Concepción tienen entre 15 y 40 cambios de aire a ese nivel de presión diferencial.

 

La demanda de energía esperada para el acondicionamiento termo ambiental del edificio es de 18 KW h / m2 año. Indicador que da cuenta de un edificio de alta eficiencia energética. Una edificación comparable tradicional en Concepción, demanda entre 80 y 180 KW h / m2 año.

1.2.- Muros de acumulación trombe
Foto_LL1Sistema pasivo de recolección de energía solar que se utiliza para apoyar las necesidades de calefacción del auditorio y de la sala de archivos y biblioteca del edificio. Consiste básicamente de un muro de 36 m2, el muro norte de ambos recintos en este caso, que actúa como elemento confinador y acumulador de energía solar, un elemento vidriado doble enfrentado al muro y una cámara de aire entre ambos elementos. El muro incorpora una película oscura en su cara exterior y orificios de ventilación debidamente dispuestos con templadores motorizados y manuales. Completan el sistema, sensores de temperatura y los sistemas de control y accesorios correspondientes.
 

Foto_LL2La pared norte se separa en la práctica en dos muros, uno superior y otro inferior. El superior atiende independientemente las necesidades de la sala de bibliotecas y archivos y el inferior las de la sala auditorio. Ambos muros son cruzados vertical y centralmente por una chimenea solar con ventilas de admisión y expulsión.

 

En régimen de operación la película oscura absorbe parte del espectro solar visible y emite una pequeña porción del rango infrarrojo. La absorción transforma la luz en calor en la superficie de la pared y disminuye la reflexión. El calor absorbido en la cara exterior, se transfiere a los recintos por conducción a través del muro. Adicionalmente, parte del calor absorbido por el muro y el capturado en la cámara de aire, es distribuido a los recintos directamente por convección ( termo circulación forzada).

Foto_LL21

Un sistema de regulación y control mide y relaciona permanentemente la temperatura en la cámara de aire y la interior de los recintos, la diferencia entre ambas y la posición de los templadores motorizados para decidir respecto del sentido de la circulación del aire. El sistema está conformado por a) sensores de temperatura dispuestos en el interior del muro captador de energía solar  b) dampers comandados eléctricamente que permiten direccionar los flujos de calor desde y hacia el muro trombe, c) pantallas de usuario a través de las cuales se ingresan la temperatura de control deseada en cada uno de los recintos y c) sistema de control inteligente, basado en PLC (Controlador Lógico Programable) cuya misión es comandar los diferente elementos para lograr la utilización eficiente de la energía acumulada.

 

El funcionamiento de los muros trombe se enclava adicionalmente al de los sistemas que atienden las necesidades de calefacción en el auditorio y en la sala de biblioteca y archivos respectivamente. Se espera que el muro trombe provea entre el 50 y 80 % de las necesidades de calefacción de los recintos que atiende.

1.3.- Celosías móviles
Celosías móviles en el muro cortina de la fachada norte : 40 m2 de celosías motorizadas y controladas automáticamente mediante sensores de iluminación para optimizar el aprovechamiento solar pasivo en invierno y reducir los impactos de verano.


Foto_LL3_y_4

 
DISEÑO WEB: MASTERNET.CL